La Escuela Militar de Suboficiales ´Sargento Inocencio Chincá´ les otorgó a 1155 dragoneantes de la promoción No. 86 de suboficiales, Sp. Libio José Martínez Estrada, los títulos de Tecnólogos en Entrenamiento y Gestión Militar y Tecnólogos en estudios complementarios, horas antes de ser entregados al comandante del Ejército Nacional, el señor General Sergio Mantilla Sanmiguel.

En medio de una solemne ceremonia, los futuros suboficiales recibieron los diplomas con los máximos estándares de excelencia y calidad, avalados por el Ministerio de Educación Nacional, en el programa eje en la formación castrense de esta institución de educación superior de la mano de las tecnologías en Construcción y Obras Civiles, Gestión Ambiental, Gestión de Talento Humano, Empresarial, Administración de Empresas Agropecuarias, Análisis y Desarrollo de Sistemas de Información, Contabilidad y Finanzas, Gestión Logística, Entrenamiento Deportivo y Salud Ocupacional, aportadas por el Servicio Nacional de Aprendizaje (SENA).

El acto contó con la presencia del señor Brigadier General Fernando Pineda Solarte, Comandante del Centro Nacional de Entrenamiento en el Fuerte Militar de Tolemaida; del señor Coronel Helder Fernán Giraldo Bonilla, Director de la EMSUB y demás oficiales y suboficiales del alma mater de los Suboficiales del Ejército Nacional. 

El Ejército Nacional invita a quienes estén interesados en contratar con la Jefatura Logística y Jefatura de Ingenieros Militares, bienes, servicios y obras durante la presente vigencia, a asistir a una reunión informativa que se llevará a cabo en el auditorio ‘Francisco Jose De Caldas’, ubicado en el cantón occidental de Puente Aranda.
La reunión será el próximo jueves 08 de marzo de 2012, a las 10:00 am, en la carrera 50 N°18-06, entrada por la guardia del Batallón de Policía Militar N°13
Para mas informacion se pueden comunicar al teléfono 2660200 o al correo Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. 
Importante tener en cuenta que no hay disponibilidad de parqueaderos.
Prensa Ejército

De extremo riesgo. Así calificó una aseguradora suiza la situación del Cauca y, de paso, frenó una millonaria inversión que 'se cocinaba' hacía diez meses: convertir el fique de la zona en aislantes térmicos y sonoros para los lujosos carros Mercedes Benz.

Cerca de 5.000 familias iban a vender la fibra, y la empresa detrás del negocio aspiraba a recibir 10.000 millones de pesos al año. Pero sin la póliza no hubo contrato.

Algo similar le pasó a una firma estadounidense de call centers que quería establecerse en la zona franca de Popayán y que desistió por las bombas que las Farc pusieron en Villa Rica, El Tambo y Jambaló en los últimos días.

Para el Gobierno, la ola terrorista es una clara estrategia de las Farc, que intentan mostrarse fuertes antes de la entrega de los 10 uniformados que mantienen secuestrados.

Pero la frecuencia y saldo de los ataques llevó a un puñado de caucanos a pedir la intervención del alto Gobierno. El primer SOS lo lanzó el senador liberal Luis Fernando Velasco. Y la llamada de auxilio se repitió esta semana, luego de que la columna Jacobo Arenas atacó a Belalcázar y Caldono.

El gobernador de Arauca, José Facundo Castillo ofreció una recompensa de 100 millones de pesos para quien brinde información que permita dar con el paradero de los 9 trabajadores de una empresa petrolera secuestrados el pasado martes así como por sus captores.

El mandatario departamental lamentó la situación, al mismo tiempo que rechazó el hecho.

“Rechazo contundentemente el accionar terrorista que se ha venido presentando en el departamento de Arauca.


Yo pienso que no es la forma de conseguir el desarrollo para nuestro departamento generando violencia”, manifestó el mandatario.

Hasta el momento se desconoce el paradero de los contratistas, así como el grupo armado ilegal que lo mantiene retenido.

radiosantafe.com

Va en la quinta condena y ya suma 200 años de cárcel, pero los ha reducido a 97 años por confesión. El coronel Luis Fernando Borja, el oficial de más alto rango que ha aceptado ser culpable de 'falsos positivos', acaba de ajustar su quinta condena por esos asesinatos fuera de combate.Las sentencias en su contra, sumadas, llegan a los 97 años y 8 meses de prisión.

La última condena contra Borja, que se encuentra recluido en el Batallón No. 13 Militar de Puente Aranda, en Bogotá, fue a 19 años y dos meses de prisión por la muerte del campesino Edwin José Payares,el primero de enero del 2008 en la finca Tranquilandia, en Magangué (Bolívar).

En realidad, las sentencias contra Borja suman casi 200 años, pero por aceptar los cargos ha logrado beneficios judiciales como la reducción del 50 por ciento del tiempo en prisión. En todo caso, no pagaría más de 60 años,que es la máxima pena impuesta por la legislación penal en Colombia.