Tanques Rusos
Tanque T-95

www.fuerzasmilitares.org (01NOV2019).- El medio estadounidense The National Interest recuerda en una reciente publicación que al final de la Guerra Fría, la Unión Soviética desarrolló un prototipo de “supertanque”, y si este hubiese sido producido, habría superado a todos los tanques contemporáneos de la OTAN. Aquel carro de combate fue bautizado como T-95 (u Objeto 195).

Según la revista estadounidense, Rusia continuó desarrollando el proyecto del T-95 hasta 2010, pero finalmente lo abandonó a favor de un tanque más moderno, el T-14 Armata. Sin embargo, varios expertos militares rusos afirman que el T-95 era aún más potente que este último.

Según la revista estadounidense, comenzaron a desarrollar el Objeto 195 en 1988 con el objetivo de crear un vehículo de combate que superara a la mayoría de los carros blindados de la Alianza. La Unión Soviética esperaba que el T-95 tuviera un mayor alcance efectivo, mayor capacidad de supervivencia y la capacidad de realizar disparos más potentes que los modelos anteriores de tanques soviéticos.

Por ejemplo, sus desarrolladores habían colocado una cabina de mando dentro del casco del vehículo de combate. La tripulación estaba compuesta por tres personas, y la torre era automática. Esta idea, destaca The National Interest, se utilizó más tarde en el tanque Armata. Además, el Objeto 195 estaba dotado de un sistema de defensa activa, así como de protección dinámica antiacumulativa y un blindaje combinado que ahora se utiliza en el T-14.

Además, la torreta del tanque del T-95 era más alta, lo que aumentaba enormemente su alcance de disparo vertical. El T-95 también estaba equipado con el cañón 2A83 de 152 milímetros de calibre. La revista estadounidense afirma que desde este cañón el T-95 podría disparar cualquier tipo de proyectiles de artillería, probablemente incluyendo las ojivas nucleares.

Además, la revista señala que el T-95 estaba dotada de una alza térmica y telescópica de alta precisión, así como de una alza con radar. El tanque también sería capaz de atacar objetivos que fueran detectados por drones y otros medios fuera de su campo de visión.

Finalmente, el experto estadounidense afirma que a pesar de que el T-95 mantiene algunas ventajas sobre el T-14 Armata, este último es superior al T-95 cancelado en 2010, ya que desde entonces la tecnología ha dado un salto importantes.

 

(es.rbth.com)