El primer ministro de Paquistán, Imran Jan, en una reunión en Pekín, la capital de China, 2 de noviembre de 2018.
El primer ministro de Paquistán, Imran Jan, en una reunión en Pekín, la capital de China, 2 de noviembre de 2018.

www.fuerzasmilitares.org (19NOV2018).- El primer ministro de Paquistán, Imran Jan, ha rechazado acusaciones lanzadas contra su país por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

El premier paquistaní ha respondido este lunes por Twitter al inquilino de la Casa Blanca, quien acababa de afirmar que Islamabad “no hace nada” por EE.UU. y que ayudó a esconderse al fundador de Al-Qaeda, Osama bin Laden, asesinado en 2011 en una operación estadounidense en el país asiático.

Jan ha indicado que Washington se permite tales afirmaciones pese a que lustros de presencia militar de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) en Afganistán han sido incapaces de evitar que el grupo armado Talibán esté poder en ese país, algo admitido por el Ejército estadounidense.

“En lugar de hacer de Paquistán un chivo expiatorio de sus fracasos, EE.UU. debería hacer una evaluación seria de por qué, a pesar de 140 000 soldados de la OTAN, sumados a 250 000 efectivos afganos y de haber gastado según se dice un billón de dólares en la guerra de Afganistán, los talibanes son hoy más fuertes que antes”, ha tuiteado el premier.

En otro mensaje, Jan llama la atención sobre el hecho de que en los atentados del 11 de septiembre de 2001 en Nueva York (EE.UU.) y Washington DC no participó ningún paquistaní, y que aun así Islamabad se unió a la guerra de Washington, que ha resultado en la muerte de 75 000 paquistaníes y ha tenido un coste de 123 000 millones de dólares para Islamabad.

Frente a tal desastre, “la ayuda de EE.UU. fue de unos minúsculos 20 000 millones”, ha agregado el primer ministro.

En una entrevista concedida el viernes a la cadena de televisión Fox News, Trump defendió su decisión de reducir en cientos de millones de dólares la ayuda militar norteamericana a Paquistán.

La Administración del presidente estadounidense congeló en enero pasado 2000 millones de dólares de ayuda militar a Islamabad, a quien acusó de patrocinar el terrorismo en Afganistán. En respuesta, Paquistán suspendió la cooperación con Washington en materia de inteligencia y defensa.

A principios de año, la embajadora de Paquistán ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Maleeha Lodhi, exhortó a EE.UU. a no rehuir sus responsabilidades en Afganistán, en lugar de acusar a Paquistán de desestabilizar el país vecino.

 

(Hispantv.com)