Enfrentamiento
El enfrentamiento comercial entre ambos países ya llegó a la esfera de lo militar

www.fuerzasmilitares.org (22SEP2018).- Estados Unidos impuso sanciones este jueves contra las fuerzas armadas de China por sus compras de equipamiento militar ruso en un movimiento que los funcionarios estadounidenses dijeron que tiene la intención de castigar a Moscú por sus "actividades malignas", incluidos los ataques a las elecciones estadounidenses.

"Las acciones de hoy no pretenden socavar las capacidades militares o la preparación de combate de ningún país", dijo el Departamento de Estado en un comunicado, "sino imponer costos a Rusia en respuesta a su interferencia en el proceso electoral de Estados Unidos, su comportamiento inaceptable en el este de Ucrania y otras actividades malignas".

Las sanciones se aplicaron en virtud de una ley que exige que Estados Unidos sancionen a cualquiera que emprenda transacciones significativas con ciertas personas afiliadas a los servicios militares y de inteligencia rusos, incluidos los fabricantes de armas. El secretario de Estado, Mike Pompeo, también amplió esa lista negra el jueves y agregó los nombres de 33 rusos para llevar la lista total a 72 personas.

Pompeo, en consulta con el secretario del Tesoro, Stephen Mnuchin, impuso sanciones al Departamento de Desarrollo de Equipos del ejército chino y su director, Li Shangfu, por la compra de aviones de combate Su-35 y un sistema de misiles S-400 de Rusia.

"Este es un paso significativo", dijo un alto funcionario de la administración a los periodistas. El funcionario dijo que era la primera vez que alguien era sancionado por hacer negocios con personas incluidas en la lista negra de operativos rusos.

Esa lista es un mandato de la Ley Contra los Adversarios de EE.UU., aprobada por el Congreso en medio de la preocupación de que el presidente Donald Trump no tome medidas duras contra Rusia y pueda incluso tomar medidas para aliviar las sanciones contra Moscú.

El funcionario no pudo decir cuánto había gastado la compañía china en el equipo ruso, pero dijo que las entregas habían tenido lugar entre diciembre y enero.

El objetivo de expandir la lista negra, dijo el funcionario de la administración, era hacer que la gente "pensara dos veces" acerca de hacer negocios con cualquier persona que participe en ella. "Esperamos que sea una señal para evitar hacer negocios con estas personas", dijo el funcionario.

El vocero del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, Geng Shuang, dijo el viernes que Beijing "expresa su indignación" por las sanciones y que ya estaba en "negociaciones solemnes" con Washington.

"(Las sanciones) han violado severamente las normas básicas de las relaciones internacionales y han dañado las relaciones entre los dos países y dos militares", dijo Geng en una conferencia de prensa diaria.

"Instamos encarecidamente a la parte estadounidense a corregir los errores de inmediato y revocar las llamadas sanciones. De lo contrario, EE.UU. debe asumir las consecuencias".

 

(CNN)