El exmilitar estadounidense Michael Behenna durante su presencia en Irak.
El exmilitar estadounidense Michael Behenna durante su presencia en Irak.

www.fuerzasmilitares.org (08MAY2019).- El presidente de EE.UU. usa su poder de perdón presidencial para sacar de prisión a un exmilitar que asesinó a sangre fría a un prisionero iraquí.

El lunes, Donald Trump firmó una Clemencia Ejecutiva que otorga un indulto completo al exteniente de las Fuerzas Especiales del Ejército de EE.UU. Michael Behenna, que fue condenado en 2009 a 25 años de prisión por asesinar a sangre fría, con dos tiros, al prisionero iraquí Ali Mansur Muhamad en una zona de combate durante la invasión al país árabe en 2003.

En un comunicado, la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Sanders, anunció que Trump tomó tal decisión después de que el fiscal general del estado de Oklahoma le remitiera al mandatario estadounidense varias peticiones para que indultara al exmilitar norteamericano, oriundo de la ciudad de Edmond, en el referido estado.

“A la luz de estos hechos, el señor Behenna merece por completo esta Clemencia Ejecutiva”, asevera la nota.

El exmilitar fue indultado por completo del crimen que cometió, aunque, de acuerdo con Sanders, en 2014 la Junta de Clemencia y Libertad Condicional del Ejército de EE.UU. ya había reducido su sentencia a 15 años y le había puesto en libertad condicional. De este modo, el condenado pasó solo 5 años en prisión después de que se dictara sentencia.

En la corte marcial a la que compareció en 2009, los fiscales militares acusaron a Behenna, que fue enviado a Irak en 2007, de haber matado a Mansur en un acto de venganza por la pérdida de dos soldados estadounidenses en una explosión.

En 2004, la publicación de una serie de imágenes perturbadoras que pusieron de relieve los abusos cometidos en la cárcel iraquí de Abu Ghraib provocó la condena internacional por la forma en la que los militares norteamericanos trataban a los detenidos.

Para encubrir sus atrocidades en Irak, EE.UU. ha amenazado a los miembros de las Fuerzas Especiales estadounidenses que han querido informar de los crímenes de guerra perpetrados en el país árabe, reveló en abril el diario The New York Times. 

Aproximadamente medio millón de iraquíes murió como consecuencia de la invasión y ocupación de Irak, conforme a un grupo de investigadores de EE.UU., Irak y Canadá.

 

Hispantv.com