Efectividad antinarcóticos. Guardacostas de Colombia.El cuerpo de Guardacostas de la Armada Nacional celebró la ceremonia para conmemorar 21 años de ininterrumpida actividad, en desarrollo de operaciones orientadas a garantizar la seguridad de la vida humana en el mar, el control del medio ambiente, la protección de los recursos naturales y pesqueros, así como el control del tráfico marítimo.

Durante la ceremonia fue oficialmente puesta en servicio la Estación de Guardacostas de San Andrés Isla, la cual inició sus labores en el 2009, con el propósito de reforzar la seguridad y defensa de la Nación.

La estación lleva el nombre de “Capitán Samuel May Corpus”, en homenaje a los marinos isleños que han ofrendado su vida al servicio de la Defensa Nacional.

El Capitán Samuel May Corpus (1.889 – 1942)

Cuando en el año 1932 surge el conflicto con Perú, este valiente sanandresano se enlista como voluntario y junto con 47 marinos isleños llegan al sur de Colombia a apoyar las tropas que enfrentaban la invasión peruana. Samuel May fue capitán del buque Pichincha que combatió en la batalla de Tarapacá contra el Perú, en 1933. Luego de esta acción, fue declarado  héroe nacional.

Al terminar el conflicto, en el año 1935 May Corpus con el grado de Subteniente de Navío, es escalafonado como Oficial de la Armada Nacional. Posteriormente, al regresar a San Andrés Isla trabajó en buques mercantes y en la reparación de estos.

El 23 de junio de 1942, la goleta “Resolute” fue hundida en una de sus travesías. Los capitanes de las demás goletas ante el temor de correr con la misma suerte, se negaron a embarcarse para realizar viajes de Cartagena a San Andrés. Ante esta situación, San Andrés empezó a atravesar un serio desabastecimiento. Sin embargo, el Capitán Samuel May zarpó en la goleta “Roamar”, llevando víveres y pasajeros; pero el 22 de julio de 1942, un submarino alemán con disparos de artillería hundió la embarcación, muriendo el capitán May, su hijo y toda la tripulación.

Unidad de guardacostas de la ARC14 Oficiales extranjeros y 4 nacionales iniciaron ayer un riguroso entrenamiento en la lucha antidrogas, que durará dos meses, como parte del Octavo Curso Internacional de Interdicción Marítima de la Armada Nacional, que se desarrolla en las instalaciones del Comando de Guardacostas del Caribe, en Cartagena, con el apoyo de la Agencia Presidencial para la Cooperación Internacional – APC.

Dentro del grupo de alumnos se encuentran oficiales de las marinas de guerra de Belice, Canadá, Costa Rica, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Honduras, Jamaica, México, Panamá, Perú y República Dominicana, quienes serán capacitados por instructores de la Escuela de Guardacostas de la Armada Nacional.

Los oficiales  del curso recibirán instrucción en interdicción marítima, visita e inspección, exploración de sitios, maniobras con botes, búsqueda y rescate, defensa y supervivencia en el mar, entre otras técnicas y estrategias, por parte de experimentados oficiales y suboficiales de la Armada Nacional, con el fin de contar con herramientas en el mar, durante operaciones contra las organizaciones del narcotráfico. La aplicación de estas técnicas, le permite a los oficiales desarrollar operaciones exitosas en el mar, asegurar su integridad y mantener la seguridad del material incautado.

Buque Escuela Gloria de la Armada NacionalEl Buque Escuela Gloria de la Armada Nacional de Colombia llegará este jueves 6 de septiembre al puerto egipcio de Alejandría. La nave procedente del puerto de Pireo en Grecia, permanecerá en Egipto hasta el domingo 9 del presente mes, fecha en la que partirá para seguir con su recorrido hacia Lisboa - Portugal.

El cuerpo diplomático de Colombia en el país africano ha invitado a alejandrinos y colombianos residentes en dicha ciudad, para que reciban el buque insignia y lo visiten durante los tres días que tendrá sus puertas abiertas al público.

Luego de Alejandría, la travesía del buque “Gloria” seguirá hacia Portugal y posteriormente a Falmouth en Jamaica, de donde se tiene previsto zarpe el 29 de octubre, para finalmente retornar a Cartagena el lunes 5 de noviembre.

El Buque Escuela ARC “Gloria” continuará formando a bordo a los futuros oficiales y suboficiales de la Armada Nacional, dejando en alto el buen nombre de nuestro país en los mares y puertos del mundo que visita.

Lancha LPR-40 fabricada por COTECMARLas condiciones extremas que por años han enfrentado las patrullas de las autoridades colombianas que protegen los ríos del país llevaron a la Armada a hacer modificaciones estructurales a sus equipos, al punto que hoy abren un nuevo mercado para la industria militar. 

Después de numerosos reveses y el sacrificio de muchas vidas, la Armada aprendió de los errores y logró desarrollar uno de los mejores aquipos del mundo para enfrentamientos fluviales. Los expertos catalogan las patrulleras colombianas como verdaderos "tanques de guerra de agua".

"Son naves con capacidad para recorrer grandes distancias, están diseñadas para navegar en bajísimas profundidades, tienen alto poder de fuego y son completamente blindadas", dijo el contralmirante Roberto Sáchica, presidente de Cotecmar, encargada del diseño de las naves.

El modelo llegó a ser tan exitoso que Brasil, potencia de la zona en la fabricación de equipos de combate y que ha vendido a Colombia los poderosos Supertucano que han sido clave en la lucha contra las Farc, ya compró las cuatro primeras lanchas hechas en Cartagena y que serán usadas por el Ejército de ese país.

El acuerdo, ratificado por el ministerio de Defensa brasileño, también contempla la construcción a futuro de naves más grandes, como el denominado Patrullero Amazónico, con mayor poder de combate.

ARC 20 de JulioLa Fiscalía resolvió archivar la investigación que adelantaba a partir de varias denuncias de supuestas comisiones o sobornos de la empresa alemana Ferrostaal a funcionarios del Ministerio de Defensa y la Armada Nacional en el año 2006 por un contrato para la compra de un buque guardacostas.

Según el ente investigador no existieron sobornos en el proceso de contratación y descartó las presuntas irregularidades.

La Fiscalía comprobó que no existen contratos firmados para el año 2006 con Ferrostaal, como lo señalaban las denuncias, y que lo que sí existen son dos contrataciones firmadas con la empresa Fassmer, una para el diseño, construcción y dotación de una patrullera (en el año 2008) y la segunda para la compra de otra (en el año 2009).

En ese sentido puntualiza que no se hallaron evidencias de que se hubieran pagado comisiones, sobornos, dádivas o coimas a los servidores públicos del Ministerio de Defensa, de la Armada Nacional o de Cotecmar, que de una u otra manera tuvieron que ver con los procesos contractuales de las OPV y CPV referidas.

Finalmente, el ente acusador descartó la posibilidad de que en los mencionados procesos de contratación se hayan presentado sobrecostos y fue enfático al señalar que se ajustaron a la ley.